Como les había comentado, el segundo lugar donde nos quedamos en Kuala Lumpur lo encontramos también por medio de CouchSurfing.
Este apartamento era un lugar muy diferente en comparación con el primero al que llegamos. Era mucho más grande, estaba ubicado en un sector de un estrato más alto, además pasamos de estar en el piso 4 al 14.
También pasamos de compartir con una persona a compartir con cuatro de entrada. Pues allí vivían 3 nigerianos, más la novia americana de uno de ellos. Todos muy simpáticos.
Además, para rematar, el mismo día que nosotros llegábamos, llegaba una pareja inglesa que también se iba alojar allí. Ellos estaban de paso en KL y solamente se iban a quedar durante dos noches. Nosotros en cambio, nos íbamos a quedar entre 5 y 6 noches y no sabíamos aún para dónde íbamos a ir luego. 
Vista apartamento segundo CSAunque en nuestro primer recorrido por KL, conocimos a viajeros que también estaban por aquí de paso. Con esta pareja compartimos un poquito más.
Sobre todo en las noches donde nos sentábamos a hablar sobre nuestras experiencias como viajeros. Ellos estaban dando la vuelta al mundo y este sería su ante penúltimo destino. El último era Vietnam.
Fue interesante conocer sus historias de viaje y ver cómo estaban de agotados tras andar corriendo de un sitio a otro. No tenían descanso, pero parecía que lo estaban disfrutando un montón.
Sin embargo, de eso no es lo que quiero hablar en esta nota, aunque seguro muchas cosas de las que vienen a continuación tienen algo que ver.
En cuanto a conclusiones de nuestra experiencia con CS en KL, aquí vienen las siguientes:
icon-angle-double-right Cuando buscas un lugar donde quedarte, es necesario tener en cuenta que en KL, por muy seguro que es la ciudad. Porque la verdad es que lo es.
Las casas y los apartamentos tienen rejas y así como hay personas que te dejan las llaves de la casa, hay muchas que no. Eso nos pasó en este apartamento, lo que hacía que nos sintiéramos encerrados y sobre todo incomodos, porque era necesario depender de alguien para entrar o salir.
Gracias a esta experiencia, aprendimos que es mejor preguntar cómo funciona este tema, porque sentir ese encierro no es algo bueno. Sobre todo pensando en una emergencia. Definitivamente no fue algo agradable.
Vista apartamento segundo CS icon-arrow-circle-right También ten en cuenta que cuando utilizas CS pierdes la privacidad. Ya sea porque tu «habitación» está ubicada en la sala, porque el baño lo debes compartir con más personas o porque debes socializar con los habitantes de la casa.
A veces todas estas cosas al mismo tiempo. Así que si disfrutas de tu independencia, puede ser chocante por momentos y no aconsejable durante un tiempo  prolongado.
Nosotros tras una semana ya estábamos buscando un lugar con más privacidad para estar.
icon-arrow-right Esta experiencia te sirve para derribar prejuicios que tengas (aunque no seas consciente de ellos) y para compartir con las personas.
Creo que conocer gente durante los viajes, que te cuenten sus experiencias, impresiones y vivencias de los lugares que te llaman la atención y que también quieres conocer en un futuro, es una ganancia del viaje.
Así que por ese lado cubrimos nuestra vena curiosa y aunque con el primer hoster donde nos quedamos hablamos, lo cierto es que no fueron charlas tan largas como las que tuvimos en este otro apartamento. Al haber mucha más gente y eso daba a tener mucho más con quien hablar.
icon-bell Otra cosa que descubrimos durante las largas charlas, es que hicimos bien en no comprar ese tiquete para dar la vuelta al mundo, que tanto nos hacía guiños en meses pasados.
No porque no fuera una aventura genial que vale la pena. Pues a la final es un tiquete muy económico para recorrer prácticamente los 5 continentes. Sin embargo, en este momento nosotros no podemos dar un viaje con esas prisas.
Yo necesitaba concentrarme para poder terminar el último semestre de Universidad. Además nuestro viaje no es solamente de placer, mucho de él se basa en que debemos seguir trabajando.
Por lo cual un viaje que tiene fechas límites para estar en ciertos lugares no era algo que nos apetecía.
Correr no es lo nuestro. Visitar 15 ciudades en un mes no es para nosotros. Queríamos tener libertad y nada de límites, pero sobre todo, lo que buscábamos era vivir experiencias mucho más autenticas. Así que a la final hicimos lo que mejor nos convenía y hablar con ellos nos convenció aún más de nuestra decisión.
Vista apartamento segundo CS icon-briefcase También descubrí es que a veces cargamos con tantas cosas en la maleta que es innecesario.
Es importante aprender a desprenderse de las cosas materiales y dejar de cargar cosas que no se van a utilizar, simplemente por el hecho de que son «un recuerdo».
No entiendo por qué gastarnos horas y horas buscando el «recuerdo» perfecto, el detalle que nos recuerde un viaje inolvidable, cuando a la final los objetos se dañan, se pierden, se estropean y el verdadero recuerdo queda en las experiencias que tenemos.
Apegarnos a las cosas materiales lo único que hace es no darnos libertad (al menos así pienso yo y me parece una gastadora de energía este plan. Pero bueno hay gente pa todo y si no la cantidad de comercios vivirían arruinados con personas que piensen como yo) 😀
icon-book En cuanto a este punto, de cargar cosas innecesarias, y aunque soy una partidaria de que los libros son el mejor amigo del mundo. En un viaje, ellos ocupan mucho espacio y peso en nuestras maletas.
Sobre todo, cuando también cargas un E-book y hasta un iPod o un móvil del tamaño de un iPad.
Hoy en día muchas guías de viaje las puedes conseguir en Internet y tenerlas en un dispositivo móvil o como libro en el e-book. Así que me parecía mucho peso muerto para tener en las espaldas.
Lo malo (o bueno, según cómo se mire), es que como recuerdo por nuestro encuentro, nos dejaron su guía de Looney Tunes de Malasia.
No sé si recuerdan, pero en nuestra maleta no viene ninguna guía de viajes 🙂 Ese fue todo un detalle, pero lo cierto es que ando buscando la oportunidad de salir de él, porque a la final no pienso cargar con él en mi próximo destino.
Por eso es que me gusta tanto esta frase: “Yo necesito pocas cosas y las pocas que necesito, las necesito poco” San Francisco de Asís <Tuitéala>
Vista apartamento primer CS icon-plane Para terminar, decirles que cada surfista es un mundo, tanto el que viaja como el que ofrece posada. Compartir tiempo, experiencias y hasta sueños es de las mejores cosas que se pueden hacer cuando viajamos.
Así que mi recomendación es que cuando viajes aproveches este recurso. No necesariamente para quedarte a pasar la noche, lo puedes utilizar simplemente para hacer amigos.
Vale la pena, y de esta manera no te sentirás tan solo y podrás disfrutar de una experiencia mucho más autentica durante tu viaje.
Ahora cuéntame ¿Cómo te gusta a ti hacer tus viajes? ¿Utilizarías CouchSurfing así sea para conocer gente? ¿Crees que darle la vuelta al mundo en un año es tiempo suficiente para disfrutar, conocer y vivir como si fueras un local? ¿Prefieres mejor viajar con guía y todo planeado y así evitar preocupaciones innecesarias?
Cuéntame, y recuerda que si tienes dudas o no entiendes algo puedes escribirme 🙂

8 comentarios

  1. Hola Diana, te devuelvo la visita y me encuentro con un blog que me ha encantado y por eso me animo a escribirte.
    Se nota que lees a Victor por la cantidad de cosas de sus artículos que veo y la verdad es que no puede haber un mejor apoyo en estas lides.
    Yo de mayor quiero ser como tú e irme de surfcoaching a sitios lejanos, por si acaso no llego, desde luego voy a hacer todo lo posible para que mi hijo tenga la mente tan limpia, abierta y aventurera como para ser capaz de ir de viaje durmiendo en sofás por Malasia.
    Un saludo!

    1. Gracias Antonio por tu visita y saludo. Creo que no te debes preocupar mucho, los hijos de esta generación serán mucho más arriesgados y aventureros de lo que nosotros lo hemos sido, al menos esa es mi esperanza 😀
      PD. Y sí leo a Víctor desde hace tiempo y hace poco me leí todos sus artículos (soy una desocupada, a veces) 😀
      Nos estamos leyendo 🙂

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.