En el 2013 cuando hicimos nuestro primer viaje a Asia, encontramos un tiquete económico haciendo una larga escala en Estambul. Esto nos permitió conocer algo de la ciudad y tener nuestro primer contacto con la cultura islámica, mucho antes de meternos de lleno en nuestro largo viaje por el sudeste asiático.

¿Cómo es Estambul?

Estambul nos sorprendió bastante, es la única ciudad del mundo que se encuentra en medio de dos continentes: Europa y Asia. Además es conocida también como Constantinopla y Bizancio. Eso sí que suena a historia ¿No te parece?
Nuestro paso por la ciudad no la había documentado aún, pero te puedo resumir diciéndote que la disfrutamos al máximo.
Pasamos un día completo con su noche incluida y disfrutamos de su transporte público, sus mezquitas, sus callejuelas, cisternas, cafés, restaurantes, puesta de sol, vida nocturna, personas y muchas cosa más.

Parque en Estambul
Haciendo la siesta en un parque de Estambul con estas vistas

¿Qué hacer un día en Estambul?

Como te dije en Traviajar, es importante aprovechar cada momento si haces una larga escala en un nuevo país. Lo mejor sería conocer la ciudad, si cuentas con el tiempo para ello.
Nosotros llegamos a Estambul eso de las 7:30am y teníamos todo el día para recorrer el lugar. El centro histórico está a más o menos una hora y media del aeropuerto y el tren te lleva hasta el centro en un solo viaje. No toca hacer transbordos ni nada.
Es muy sencillo comprar el tiquete de ida y vuelta para el tren y al llegar a la ciudad tan temprano puedes disfrutar al ver cómo abren los locales y cómo empieza la vida en la ciudad. Eso es fascinante. A mi personalmente me encanta, aunque pocas veces madrugo tanto en un nuevo lugar, debo ser honesta 😀
Nosotros dejamos nuestro equipaje guardado en una consigna en el aeropuerto, se puede pagar por 24 horas, así que nos fuimos con bolsos pequeños y sin ninguna carga, íbamos a conocer, no teníamos pensado trabajar mientras recorríamos la ciudad.
Llegamos al centro, buscamos un café típico para desayunar. Disfrutamos de un desayuno turco y después nos dispusimos a buscar las mezquitas para entrar antes de que llegaran todos los turistas.

Visitando nuestras primeras mezquitas

Empezamos con la Mezquita Azul. Segura la has visto en fotos de Internet, no me queda más que decirte que el lugar es precioso, no hay palabras para describirla, es mucho más de lo que puedes ver en esas imágenes.
Es imponente y mágica. Desde luego para entrar debes cubrirte, seas hombre o mujer. No puedes entrar con blusa de tiras, ni pantaloneta. Debes quitarte los zapatos y cargar con ellos, porque no se dejan en la puerta, entras por un lado y sales por otro.
Para rezar hay separación de hombres y mujeres y mientras no estén en las horas de oración puedes estar allí sin problema y caminar un poco por el lugar.
El problema es que llega un momento donde todos los turistas están allí y el sitio se vuelve insoportable, porque aunque es grande, la parte para estar es más bien pequeña.

Estambul gente en la Mezquita Azul
Gente en la Mezquita Azul

Disfrutamos un buen rato del sitio solo para nosotros, hasta que empezaron a llegar los turistas con sus guías. En este lugar no hay que pagar la entrada, lo cual es genial. Luego salimos a caminar alrededor, que es súper bonito también.
De allí salimos a la Basílica de Santa Sofía, que hoy en día es un museo, es grandísimo y puedes caminarla bastante, tiene dos niveles y allí si se puede disfrutar mucho más del lugar. De hecho estuvimos sentados un buen rato y hasta amigos de un gato nos hicimos 🙂
Luego nos fuimos a un parque, donde descansamos Jaime como buen español hizo la siesta mientras yo leía y tomaba fotos. El día (31 de octubre) estaba precioso, no muy frío y con un sol increíble.Foto en Santa Sofia
Luego nos fuimos a caminar buscamos un lugar para comer, después entramos en la Cisterna Basílica construida en tiempos de Justiniano I (527-565), un lugar increíble que también se conoce con el nombre de: «Palacio Sumergido», le queda mejor porque la verdad parece un palacio antiguo.
En la tarde nos fuimos a bazares, mercados “normales”, nos perdimos buscando ver el atardecer cerca al mar. Recorrimos callejuelas,  y nos encontramos con la filmación de una película turca en la calle.
Pasamos un día genial, descubriendo un lugar completamente nuevo para nosotros, escuchando la “música” de las mezquitas cada que llamaban a oración, disfrutamos de plazas, obeliscos y lo mejor de todo de gente amable, sonriente y como en cualquier otro lugar, con ganas de disfrutar su día laboral.
Algo entrada la noche volvimos al aeropuerto, porque la idea era viajar antes de media noche, pero hubo un cambio de planes en la aerolínea y nos tocó dormir en Estambul. Lo cual no estuvo tan mal.
En caso de que te pase y la aerolínea no pague la noche de hotel o quieras quedarte un par de días en esta hermosa ciudad, que seguro te encantará descubrir, te recomendaría utilizar la página de HundredRooms que cuenta con un buscador genial para encontrar las mejores ofertas de alojamiento en esta ciudad y en otras de Europa.
Adicionalmente te recomendaría al menos dos días, si puedes una semana mejor, para disfrutar de Estambul.
La verdad es que un solo día no es suficiente, yo quedé con ganas de más. Hay mucho para disfrutar y aunque las cosas no están muy buenas por allí en este momento, según los medios, no quites de la lista esta bella ciudad.
Estambul en la Mezquita Azul
Porque sí, Estambul está en el listado de muchos viajeros como una de las ciudades más bella de Europa porque la verdad es que es una ciudad mágica, un lugar que tiene mucho de Europa, pero también de Asia, donde empieza el Islam, pero también hay Cristianismo, donde está el límite entre Oriente y Occidente y donde la antigüedad y el futuro están tan ligados y tan juntitos que pasas por un lugar que seguro tiene siglos y al siguiente estás en otro súper moderno.
Una ciudad que seguro te va a encantar, enamorar y porqué no, te va a cautivar. Si aún no has tenido la oportunidad de estar y de vivir una religión tan poderosa como el Islam, tal vez allí podrás tener una pequeña muestra de una cultura tan diferente y a la vez tan parecida a la nuestra.
Porque en el fondo, todos somos iguales, somos lo mismo, aunque es difícil verlo cuando las cosas se ponen feas y cuando no entendemos las diferencias.
Ahí tienes. Estambul puede ser una buena parada si vas para el sudeste asiático, se consiguen tiquetes a muy buen precio desde allí con la aerolínea Turkish Airlines, una de las mejores con las que hemos viajado.

Resumiendo: ¿Qué hacer en una escala larga?

Dejar guardado el equipaje en la consigna
Conseguir un mapa de la ciudad o identificar qué lugares te gustaría conocer
Investigar la mejor forma de llegar al lugar que quieres conocer. En Estambul por ejemplo el tren allí funciona muy bien, es económico y va al centro de la ciudad
Aprovechar el día lo mejor que puedas. Por ejemplo ir a lugares concurridos temprano, a la hora de la comida o bien entrada la tarde que suelen estar más solos
Callejear y buscar los restaurantes no tan cerca de los lugares turísticos, sino más bien más adentro en la ciudad
Tener en cuenta la hora de regreso al aeropuerto, para no perder el siguiente vuelo.
Te dejo unas imágenes de la ciudad:
[metaslider id=11579]

¿Dónde has hecho una larga escala últimamente? ¿Qué has hecho mientras esperabas tu próximo transporte?¿Has estado en Estambul, te gustó?

26 comentarios

  1. He disfrutado cada palabra tuya al momento de leer tu encantador post, por un pequeño momento me sentí parte del viaje que tuviste, y pienso que estoy tan lejos de vivirlo, pero no lejos de sentirlo. Gracias miles por escribirlo para todos nosotros.

  2. Hola, gracias a este post y a un vuelo barato XD nosotros tenemos una escala como la que comentas en una semana, ya lo tengo todo planeado pero mi unica duda es referente a la de las consignas del aeropuerto. Por mucho que miro en ela pagina web dem aeropuerto solo consigo encontrar la parte de que tienen consignas en la zona de LLEGADAS tanto de Internacional como de Locales. Pero luego como accedes a esta zona para recoger las maletas?? Lo pregunto mas por mis experiencias en vuelos anteriores, a llegadas no se puede acceder desde el exterior, imagino que se pueda ir por el interior del aeropuerto a la zona de consignas pero si me lo explicas te lo agradeceria un monton.
    Gracias

    1. Irune, te cuento que según recuerdo no tuvimos problemas para recoger las maletas, hasta donde tengo entendido o mi memoria me llega se pueden recoger desde «fuera», no hay problema con eso, la verdad, es que recuerdo que hay hasta una cafetería cerca donde nos sentamos un buen rato tras recoger las maletas porque el avión se retrasó. Así que si las cosas no han cambiado, no tienes porqué tener problemas 🙂
      Saludos y buen viaje, ya nos contarás si han cambiado las cosas 🙂

  3. Que belleza de ciudad y que bueno como aprovechan ustedes las escalas entre vuelos. Que triste que un lugar tan bello y lleno de historia este pasando por grandes tragedias como los ataques terroristas de los últimos días.
    Me encantan los mercados locales y la foto del mercado de frutas se me antojo. Nunca he visitado una mezquita así que me vendría super bien un viaje por esos lados.
    Un abrazo

    1. Guapa, es triste lo que está pasando en un lugar tan bello, una pena, pero bueno la vida es así. A veces pasan cosas que no podemos explicar y toca simplemente seguir adelante y seguir aprendiendo 🙂 Gracias guapa por tus palabras 🙂

  4. Todavía no he estado en Estambul, pero me encantaría y después de leer este post aún más! 🙂 El último viaje que he hecho fue a Marruecos pero estoy deseando tener tiempo para hacer otro con mi pareja. Gracias por tu aporte de qué hacer en una escala larga, aun no se me ha dado el caso. Un saludo!

  5. Lo primero que me ha llamado la atención es cuando has dicho que es la única ciudad del mundo que se encuentra en medio de dos continentes: Europa y Asia. ¡Lo que aprendo leyendo blogs, para que luego digan!
    No he estado en Estambul pero con tus explicaciones y fotos es como si me hubiera adentrado en una mezquita y hubiera visto su ambiente. ¡Debe de ser impresionante!
    Además andar por sus calles y ver las costumbres que tienen. Apuntado queda para un futuro. ¡Gracias por tus recomendaciones de las páginas, ya que tampoco las conocía! Besitos.

  6. Diana esa experiencia se ve que fue maravillosa, se nota por cada fotografía lo extraordinario que es un viaje asi, me encantaría seguirte los pasos y atreverme a hacer viajes asi jajaj

  7. Que lindo es.! Ya quisiera yo poder viajar por el mundo. Pero desde chica no he salido de mi ciudad. Menudo viaje. Fotos y experiencias que nos cuenta. Ojala en un futuro pueda viajar y conocer. Mientras tanto miro estas hermosas fotos. Saludos

  8. Holaa 😀
    Oooh! Que monumentos más bonitos! Me encantan!
    Por suerte o por desgracia, no sabría como definirlo… No he hecho escala en ninguno de mis vuelos.. Siempre han sido directos.
    Pero sin duda yo sería de las que aprovecharía el rato de espera para coger el otro avión para ir hacer de turista por el país!
    Nunca he visitado una mezquita y me gustaría ver alguna por dentro.
    Un beso!

  9. ¡Que belleza de lugar! como siempre mi envidia sana hacia vos! como me gustaría poder tener la oportunidad de viajar tanto y conocer lugares tan hermosos. No tengo el tiempo ni el dinero, pero guardo tus recomendaciones para el momento en que pueda 😀
    Gracias! y divinas fotos.

  10. Sin duda es una ciudad que merece la pena ser visitada, y más tiempo que un solo dia 😉
    El problema es que con el terrorismo me da mucho miedo viajar a Turquía y países cercanos (está visto que ya no se está seguro en ningún lado, pero da más respeto).
    Bss.

  11. ¡Hola!
    Quizás os quedasteis con ver más, pero sin duda aprovechasteis las horas ¡eh!
    La verdad, no sé porque, Estambul es un lugar que nunca me ha llamado la atención, y eso que una amiga lleva siglos intentando convencerme de lo contrario Jajaja
    Obvio que por lo que me ha explicado ella, y lo que nos muestras en tu post, es un lugar lleno de cosas increíbles e interesantes de ver. Pero supongo que será cosas de «afinidades» o no sé como llamarlo. Quiero decir, hay cosas que no te atraen por ningún motivo aparente, y eso es lo que me pasa con Estambul.
    Lo que sí me apunto es la página HundredRooms, que me ha parecido interesante. Gracias.
    A pesar por mi poca atracción con la ciudad, celebro que lo pasarais tan bien.
    Besos

    1. Guapa qué curioso eso de las afinidades con los lugares. Te diré que para nosotros era Malasia. Cuando fuimos a Asia teníamos claro que allí íbamos a estar una semana porque la cultura musulmana no nos llama la atención y menos para estar tanto tiempo en un lugar donde es tan predominante, pero te diré que tras estar allí mi percepción cambió un montón y ahora me encanta este lugar y para mi de las ciudades que más me gustaron de Asia 🙂 Hay que darle la oportunidad a esos lugares que no «entendemos» 😉

  12. Madre mía, mira que había leído cosas de Estambul, pero nunca desde esta perspectiva de viaje fugaz. No tenía ni idea de que en los aeropuertos puedes dejar tus cosas, es en todos los aeropuertos? Porque eso está genial y si se sabe, te pase donde te pase, dejas tus cosas allí y a pasear, así no estás cargadisima ni tienes que quedarte allí debido al exceso de equipaje que llevas. Que para viajar hace falta equipaje, pero cuando te pasa algo así debes pensar «ojalá supiera vivir solo con lo que llevo puesto y 4 cosas que me cupiesen en el bolso!» jajajaja

    1. jajaja guapa es verdad, no sé porque nos encanta viajar cargados 😀 En todos los aeropuertos, al menos los importantes, hay estos lugares donde puedes guardar tu equipaje, hay que pagar y en algunos lugares puede ser costoso, pero no tanto como para evitarte salir a disfrutar del lugar dejando tus cosas guardadas y seguras 🙂 Un abrazo preciosa 🙂

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *