Tengo tanto que escribir pero tan poco tiempo y ando metida en tantas cosas que no sé como estoy haciendo para no volverme loca. Ando en definitiva sin nada que decir.
Necesito que lleguen los días bonitos para poder salir y despejarme un poco, aunque eso trae a mi otra preocupación, aún no les escribo sobre los viajes del año pasado y hay tantas cosas que quisiera compartir y me da tanta tristeza que se me vaya perdiendo en mi alocada memoria que cada vez está más perdida en un mundo que aún no logro comprender.
Pero bueno, espero que cuando llegue el día de hablar sobre los hermosos lugares que visitamos el segundo semestre de 2009 pueda trasmitir algo bueno.

Vacaciones

Mientras, seguiré estudiando, trabajando y tratando de escribir por los laditos cuando tenga algo de tiempo.
Por ahí tengo algo empezado sobre las clases de gallego. Hay tanto por contarles y tantas cosas buenas y malas que he experimentado en estos meses.
También tengo pendiente una especie de “diccionario” con palabras que he estado recolectando, pues a pesar de que hablamos castellano o español, como quieran decirle, lo cierto es que la barrera del idioma, aún en este país, es bien grande y lo que para nosotros es bueno, para ellos puede ser muy malo y viceversa
Esas son las cosas lindas de la adaptación y del cambio, así que espero pronto volver a inspirarme y escribirles sobre mis anécdotas en esta hermosa ciudad al norte de España.
Por ahora les dejo mi preocupación a esto que se llama locura momentánea o tal vez será la edad, no sé, pero lo cierto es que todo se me olvida últimamente ya hasta no me acuerdo cómo se dicen ciertas palabras y cada vez voy olvidando más las cosas.
Sin embargo, aún no sé si debo empezar a preocupar o espero un poco a bajarle el ritmo a tanto trabajo y estudio. ¿Ustedes qué piensan? 

Algo loca

2 comentarios

  1. Mire a ver, que loca no aguanta, que tal que no me reconozca, bajele al acelere, tome las cosas con calma, que de las carreras no queda si no el cansancio.
    No hay que hacer más de lo que se pueda, para que tener tanta información en la cabeza, si al final se va a confundir todo y no vamos a sacar nada en claro.
    Pero no se preocupe esos lapsus dan de vez en cuando,yo a veces amanezco que no me acuerdo ni como me llamo, jajaajaa.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.