Llevo días tratando de hablar de este tema. No te miento, hace días tengo este tema en remojo, pero no he logrado organizar las ideas y las palabras para poder escribir.
No porque no tenga de qué hablar, principalmente porque no sabía cómo enfocarlo, cómo organizarlo, cómo empezar a hablar sobre el rechazo.
Así que me he ido para la RAE y he buscado la palabra rechazar y dice: «Contradecir lo que alguien expresa o no admitir lo que propone u ofrece.» Bueno, la RAE no me ha ayudado, si te digo la verdad. Así que voy a empezar a improvisar y aquí vamos:
Miedo al Rechazo
El rechazo forma parte de nuestra vida. En todo proceso, en toda etapa, en cada paso que damos. El rechazo siempre está ahí, es una parte de nosotros. Aunque no seamos conscientes de ello, lo cierto es que es así.
Cuando somos pequeños, tenemos miedo a que nos rechacen nuestros amigos porque no tenemos los mismos juguetes, porque no queremos jugar lo que ellos juegan, porque nuestra familia vive en determinado barrio o porque nuestros padres hacen algo que no es «lo común».
Cuando crecemos empezamos a sufrir por un rechazo diferente. Que el chicx que nos gusta nos rechace, que si decimos «te amo» primero nos van a hacer sufrir, porque somos vulnerables a un sentimiento,. Nuestras amigas (o) nos pueden alejar porque hemos cambiado u opinamos diferente. Que si dices lo que te gusta te rechazan porque eres «rara», en fin la adolescencia es complicada…
Y cuando empiezas a trabajar, temes que te rechacen tus nuevos compañeros de trabajo. Que tu trabajo no sea valorado y que rechacen tus ideas, que tu jefe te saqué de la empresa y por ende seas rechazada por tus acciones, falta de ellas, por tus ideas o por que haces o no ciertas cosas.
En fin, que el rechazo es parte nuestra, de hecho hay personas que temen hasta que la rechacen personas extrañas, que no conocen, que nunca han visto pero que están «juntos» en ciertos espacios públicos o hasta por Internet.

¿Qué es el Miedo al rechazo?

El miedo al rechazo es normal sentirlo, es normal percibirlo, es normal en algún momento tenerlo, porque es un miedo que se puede casi tocar.
Es un miedo que cuando lo sientes, casi puedes estirar la mano y acariciarlo. Te hace sentir mal, te produce un dolor agudo en alguna parte del cuerpo, te da malestar, te puede dañar el día o puede hasta cambiar la percepción que tienes de ti misma.
Hoy en día existen muchas formas de rechazo. Hay uno que es muy famoso y es el llamado ‘bullying’ o ridiculizando. No sé si en tu época existía. En la mía si que sí y aunque no es como ahora que hasta en las Redes Sociales sale, lo cierto es que era tenaz.
Yo lo padecí más de una vez y sobreviví a él por pura fuerza de voluntad y porque siempre tuve a mMiedo al Rechazoi lado amigas maravillosas.
Hay otro miedo al rechazo que es más «pasivo» o tranquilo y ese consiste en el aislamiento, eso significa en otras palabras el ostracismo, ignorar a la persona a tal punto en que sienta que no es nada y que nadie la acepta, ni la quiere a su alrededor.
Aunque parezca increíble, es un miedo tenaz y aunque digas que no lo tienes, seguro lo padeces o lo has padecido en algún momento o tal vez lo padecerás en el futuro. Porque cuando algo te importe muchísimo, tendrás miedo de que por ello te rechacen o que esas personas que te importen te rechacen, no te acepten, de que te crean diferente o que cambies tanto que el rechazo sea lo único que encuentres a tu alrededor.
Por motivos como este es que nos agrupamos, buscamos personas que piensen igual que nosotros, buscamos personas afines a nuestros hobbies, gustos, preferencias, creencias, porque no queremos que nos rechacen personas «extrañas».
Sin embargo, cuando te rechazan las personas que te conocen, el dolor puede ser más agudo y duro. Porque no lo esperas, porque no lo entiendes y porque no es «justo» que te rechacen cuando tú aún piensas lo mismo, cuando aún le quieres y cuando aún crees que no es el momento para ser rechazado (Aunque la verdad es que nunca hay un momento para serlo).

Entonces, la pregunta es ¿Cuándo estamos preparados para el rechazo?

Nunca. Eso es lo que yo creo, no pienso que ninguno de nosotros estemos preparados para el rechazo.
Nadie lo quiere, nadie empieza un proyecto, una idea, un trabajo, una relación amorosa, de amistad o laboral pensando en que en algún momento lo van a rechazar, lo van a despreciar o lo van a alejar. Todos empezamos algo de manera positiva, dando lo mejor, pensando en que puede ser algo para toda la vida o al menos para mucho tiempo.
Nunca pensamos que las cosas van a acabar en rechazo, porque no estamos hechos para ello. [piopialo]Nadie nos ha preparado para fracasar[/piopialo] y ser rechazado de alguna manera es fracasar (para muchos).
El rechazo no forma parte de nuestro sistema. Darlo tal vez sí, pero recibirlo, nada de eso. Así toda la vida nos haya ido mal, así tengamos muchas épocas y momentos de frustración y fracaso, nadie espera ser rechazado, alejado, menospreciado, apartado.
Por eso cuando nos rechazan sentimos que algo hicimos mal, que la culpa es nuestra, que el mundo se ha acabado, cuando la verdad es que gracias a el rechazo vamos a descubrir cosas nuevas, vamos a crecer como personas.

Qué hacer cuando nos rechazan

Miedo al RechazoPor eso hoy te digo, no le tengas miedo al rechazo, no tengas miedo a que te echen del trabajo, a que tus amigos te rechacen, te hagan a un lado o te ignoren.No tengas miedo que tu pareja te deje, que tu familia te rechace por algo que no compartes.
Sí, no es sencillo, no te diré que es fácil, no te diré que sonrías cuando lo que quieres es llorar. Sin embargo, te diré que hagas lo siguiente cuando te rechacen:
Llora, todo lo que quieras. Siéntete mal, triste, deprimido, lo que quieras… Deja salir ese dolor de alguna manera (eso sí, sin hacerle daño a nadie).
Pero eso sí, date un tiempo para parar. Un límite, para que luego puedas seguir adelante.
Cuando haya pasado ese primer momento de sorpresa y dolor, mira a tu alrededor. Respira, busca cosas que te gustan hacer, busca personas que piensen como tu, que te apoyen aún (a pesar de ese rechazo) Y no creas que no hay nadie, hoy en día no estamos solos, podrás encontrar mucha gente con tus ideales en Internet o hasta en un café. Busca esas personas, no te deprimas al punto de olvidarte del mundo.
Aprende de ese rechazo. Afronta tu parte de culpa. Perdona a quien haya que perdonar y sigue adelante.
Has nuevos proyectos, crea, cree y sobre todo no pierdas la fe en las personas. Así te hayan rechazado, eso no quiere decir que no merezcas formar parte de un grupo, ser parte de una relación o tener un buen trabajo.
[piopialo vcboxed=»1″]No dejes que el rechazo defina quien eres y lo que quieres.[/piopialo]
[piopialo]Todos los cambios son para bien, así en este momento pienses que es el fin del mundo. [/piopialo]El rechazo es una mierda y por ello mi mayor consejo es: No hagas a nadie lo que no quieres que te hagan a ti.
Si temes al rechazo, intenta no rechazar a los demás, si algo no te gusta, si no quieres estar con alguien díselo sin rechazarlo, sin humillarle, sin que sienta que le has rechazado hasta el punto de sentirse mal.
Porque el hecho de que pensemos diferente, de que tengamos ideales distintos no nos da derechos a tratar mal a los demás, a rechazar al punto de que la otra persona quede mal. Respeto ante todo, así tal vez cuando te rechacen no sea tan duro 🙂
Feliz #LunesDeMiedo que he cambiado#HablandoDeMiedo por espero que a pesar de mi poca experiencia con el tema te haya ayudado de alguna manera todas estas ideas dispersas.

Cualquier consejo sugerencia o duda estaré encantada de leerla en los comentarios. No olvides contarnos cómo te va con el miedo al rechazo

[thrive_leads id=’11045′]

63 comentarios

  1. ¡Hola!
    Todos tenemos miedo al rechazo, quien diga lo contrario, miente. Todos tenemos miedo a que nos rechacen las personas y quedarnos solos. No es nada malo, si no algo natural, estamos hechos para estar con la gente, no para estar solos.
    Sea en el ámbito que sea… A veces cuesta más o menos aceptar ese rechazo, pero sin duda, al final hay que verlo como algo normal… e intentar superarlo!
    Un beso!

    1. Sonia y ese es el reto superar que el rechazo es una parte de nosotros que está muy ligado a ese compartir socialmente. No es sencillo, pero forma parte del paquete, hay que combatirlo cada día y eso es a lo que debemos aspirar. Un abrazo guapa y gracias por tu comentario 🙂

  2. Cuando estuve en el Colegio sufri mucho con el rechazo, cuando me gustaba alguien y le decia que fueramos novios y me decian que no, me daba mas miedo volverlo a intentar, pero guardaba la fé, aunque me recharazon mas de una vez, cuando llegue a prestar sevicio por un uniforme no me rechazaban tanto, pero empece a tener caracte y ahora la confianza que me tengo es mucho más.

  3. Afortunadamente nunca me he sentido rechazada al menos por alguien o algo que me importe pero bueno creo que como todo en esta vida hay que saber llevarlo y entender que no podemos caer bien a todo el mundo. Yo ni quiero ni lo pretendo pero la verdad es que cuando me ha pasado por ejemplo con un chico que me gustaba y no era recíproco he de decir que sí dolía, pero bueno hace años ya de eso.. muaks

  4. Hasta como adultos el miedo al rechazo nos paraliza y nos bloquea de poder alcanzar todo nuestro potencial. Es duro enfrentarse a los demás, lo importante es tener una actitud positiva y una buena autoestima para no dejarnos paralizar.

    1. Stephanie, el ser adultos no nos hace inmunes a nada de esto es verdad, pero lo has dicho muy bien, mientras construyamos una buena autoestima y actitud positiva, todo es posible. Un abrazo guapa 🙂

  5. Estudio psicología y me ha encantado como has plasmado tan bien el Miedo al Rechazo. Muchas veces no sabemos cómo actuar y/o pensar. Te sigo desde hoy por tus grandes reflexiones.
    Un besazo. 🙂

  6. Me gustan los consejos finales que das, seguro que más de uno te los agradece. Por suerte, me curé de este miedo de muy pequeña. Me dieron mucha caña por este lado y pronto dejé de darle importancia.

  7. Me encanta que se hable de estos temas. Yo también pienso que el rechazó está ahí y que no podemos evitarlo, pero sí sobrellevarlo aceptándonos tal como somos y queriéndonos. Así como no propiciar ningún tipo de abuso, sino actuando con empatía y educando sobre todo a los más pequeños.

    1. Tuky creo que esa es la misión que tenemos, dar ejemplo para evitar esos rechazos dados «sin querer» y sobre todo cuando nuestros pequeños los vivan que no sean tan traumáticos 🙂 Un abrazo guapa 🙂

  8. HOLAAAAAAAAAAAAAA!!
    Ufff el miedo, hay tanto miedo a diversas cosas.. En cuanto al rechazo considero que hasta de viejitos lo seguimos teniendo, sin embargo, este no es tan grande que cuando joven. El ser rechazado es el peor temor y no solo es si te rechaza o no de manera buena, tambien esta cuando te rechazan sin anestesia y te dejan tan mal que ya no es un simple miedo..
    Excelente post
    ¡feliz año nuevo!

    1. Genesis, esos rechazos sin anestesia son brutales, ni hablar. Es que se pasa del miedo a la impotencia en un segundo, es bastante desbastador. Un abrazo guapa, gracias por tu comentario y feliz año para ti también 🙂

  9. Recuerdo haber pasado una faceta de miedo al rechazo cuando tenia unos 16 años que mal lo pase madre mía, gracias a todo tuve la presencia de mi padre que fue un apoyo sin igual, es muy duro y es necesario manos amigas.

    1. Kat definitivamente si se cuenta con apoyo es mucho más sencillo superar el rechazo, cuando se está solo es más fácil caer en malos hábitos, malas amistades y muchas otras cosas malas 🙁
      Un abrazo guapa 🙂

  10. Bueno yo tiendo a sufrir uso ese miedo, creo que es de mis mayores miedo pero finalmente no soy una expectativa osino una persona normal, feliz año y e de «aprender del rechazo» es muy cierto, una vez me dije «te reprobé por esa línea, toma esa línea y demuestrame que puedes hacer con ella»

    1. Guapa pues todos estamos para aprender a superarnos, esa es una de nuestras enseñanzas en la vida. Hay que caminar el camino y hacer más con las líneas que se nos cruzan. Un abrazo guapa y feliz año 🙂

  11. Nunca estamos preparados para el rechazo, pero actualmente la sociedad es muy cruel y ocurre demasiado a menudo.. es una pena.. yo lo he sufrido durante muchos años y dar ningún motivo a esas personas..
    Pero bueno.. al final vas avanzando en la vida, alejándote de esas personas y conociendo a otras increíbles que te aceptan sin ningún problema.
    Un besotte!

    1. Saritta creo que todo a la final está en rodearte de un grupo de apoyo que te ayude y no que te rechace o hunda. Cuando eres joven es muy complicado salir de círculos viciosos, pero cuando creces, poco a poco va siendo más fácil. Que no sencillo 🙂 Un abrazo guapa 🙂

  12. Me ha gustado mucho tu post, realmente no estamos nunca preparados para el rechazo y el miedo a él es una especie de muro, una forma de «ocultar» un problema que muchas veces no se puede solucionar con facilidad. En tus consejos añadiría el fomentar una sana autoestima y no dejar de querernos tal y cómo somos, ya que si uno no se quiere a si mismo, nadie lo hará por nosotros. Besos

  13. El rechazo es algo que forma parte de nuestra vida. Rechazaremos y seremos rechazados siempre, el tema es como afrontar estas cosas sin que lastime. Gracias por tus consejos

    1. Sol es verdad tendemos a ser humanos la mayor parte del tiempo y en esto hay mucho rechazo de parte y parte es así. Aprender a afrontarlo es lo que nos toca ahora y salir bien de ello, pero también aprender a no rechazar cruelmente creo que sería otro paso 🙂
      Un abrazo guapa 🙂

  14. El miedo al rechazo ha sido una constante en mi vida, pero en los últimos años he tratado de luchar contra él, recordándome que empecé sin nada, un rechazo no me hará perder nada, en cambio, ganaré valentía.
    Muy buen post.

  15. Hola, justamente acabo de leer un libro sobre lo que tratas, es contemporáneo y me gustó porque tocaba el tema a fondo, no es de esos libros súper inspiradores pero si de los que cuentan una historia, gracias por compartir tus reflexiones, me gusta mucho todo lo que escribes. Besos.

  16. Un 10 a tu post. A mi también me habría costado ordenarlo para escribirlo….entiendo cada una de las palabras que cuentas, por desgracia, habiendo experimentado la gran mayoria.
    Pero como bien dices, es mejor no tener ese miedo, y vivir. Tomarse un tiempo, respirar y volver a estar en pie.
    No me gusta estar condicionada. mi mundo, mis normas 😉
    Besitos de caramelo

    1. Marina, me alegra que estés creando tu mundo con tus reglas, así es como deberías ser la vida. Todos unas islas que convivimos, respetamos y compartimos con otros sin perder autonomía y visión 🙂 Un abrazo guapa 🙂

  17. Hola guapa… bueno, yo diría que la visión que cada uno tiene del miedo y cómo lo vive depende de su determinación para con él, de la etapa en la vida en que se encuentre y de qué tan duro le haya dado la vida a uno.. allí radica los diferentes puntos de vista, me gusta el enfoque que le has dado, muy objetivo y preciso… saludos!!!!!

    1. Es verdad Andre, todos vivimos las experiencias según las realidades que nos ha tocado vivir, por eso no todo es blanco para todos, ni negro. Hay muchos matices en la vida. Un abrazo para ti guapa 🙂

  18. Es curioso como cambiamos con los años. Todos esos rechazos infantiles no me acuerdo ya de mi misma pero lo veo en mis hijos…Siempre tienen miedo a cosas que los adultos ni pensamos que pueden sentir…
    Lo bueno es que con los años vas aprendiendo y al final lo que piensen los demás de ti nos importa un pimiento (o por lo menos a mi) y no veas que liberación. Hace un tiempo (y no hace tanto) me preocupaba encajar en los grupos…Ahora mismo me da risa solo de pensarlo. Quien quiera aceptarme como soy fantástico y el que no, QUE LE DEN.

    1. jajaja me encanta esa expresión, lo dice todo. Definitivamente es que es así uno es como es y no debería cambiar por querer ser aceptado en un grupo, en ello debería premiarse la originalidad y el ser diferentes. Eso debería ser lo mágico 🙂 Un abrazo guapa y por aquí se te acepta como eres <3

  19. El rechazo en los pesqueños es más dificil, pues son estas experiencias los que marcan a una persona en su crecimiento y desarrollo psicosocial, aprender a aceptarlo es necesario para un buen desarrollo.

    1. Es así, por eso es tan importante revisar cómo estamos educando a nuestros niños si para ser débiles ante el rechazo, fuertes o ser los que rechazan salvajemente a otros 🙁 Ser padre es una gran responsabilidad 🙂

  20. El miedo al rechazo es uno de los peores miedos que dan, pues puede fastidiar considerablemente a la persona que se siente rechazada, la verdad actua muy negativamente, la gente no se da cuenta pero es así.

    1. Silvia es verdad, la gente que es cruel rechazando no sabe el daño tan grave que hace en la vida de la persona. No sé deberíamos ser más fuertes para aceptar los rechazos, pero también más nobles al darlos 🙂 Un abrazo guapa 🙂

  21. Hola…
    No cabe duda que has tocado un tema muy delicado que ha afectado al ser humano desde que el mundo es mundo. Es inevitable no pasar por el «rechazo» pues las personas son muy crueles. Sin embargo lo que si podemos es prepararnos para afrontarlo de la mejor manera así que agradezco tus recomendaciones pues si nos lo proponemos podemos salir airosos del rechazo. Un saludo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *