Hoy descubrí algo que no podía entender en lo que llevo del viaje y se los explicaré a continuación. Resulta que cada que buscamos un lugar dónde quedarnos, vemos los comentarios de la gente que ha estado allí. Las Redes Sociales son una maravilla para eso y nos ayudan mucho a la hora de decidir (para que les digo que no si sí). Allí, hemos descubierto que muchas personas coinciden que les hace falta, estando en el trópico, algo que no entendía hasta esta mañana y fue: agua caliente en la ducha.
Mujer dándose un Baño¿No les parece raro que estando en el trópico la gente se queje de un lugar porque no hay agua caliente? A mi sí que me lo parece. Al fin y al cabo vengo del trópico y por más de 19 años me bañé con agua helada y no fue el fin del mundo. En Bogotá ese es otro tema, bañarse con agua fría es un delito, pero en Cali, Sevilla (mi pueblo), era lo normal. Hasta que descubrí el agua caliente en Bogotá y mi vida cambió. Ya no podía ir a Sevilla y bañarme en la ducha en la que me bañé durante 19 años. Era demasiado fría para mi cuerpecito de Princesa 😀 Así que a poner calentador. Claro que al principio no se hizo, pasaron años para tener ese lujo en mi casa de la infancia. En este momento ya se tiene, o bueno, algo así 😀
El asunto es que, en lo que llevamos de este viaje. Son muchos los hoteles, hostales y casas en las que nos hemos quedado. En todas (no sé si por suerte o cosas de la vida) siempre hemos tenido agua caliente. Yo la verdad no lo había usado ya que con los calores que hacen aquí, me da rasquiña pensar en bañarme con agua caliente. Sin embargo, esta semana con el tema de tanta cenizas y polvo en el ambiente, pues que he disfrutado mis primeras dudas con agua caliente y !Oh Dios Mío¡ es una maravilla para el alma. Y es que a pesar del calor que hace afuera, cuando estas tan vuelto nada, una ducha con agua caliente se siente revitalizadora.
Satisfaccion en el Baño
Si ese es el motivo por el cual la gente la echa tanto en falta, ahora los entiendo. Si es por el lujo que eso trae, pues ahí si que no. Pero bueno, cada quien con sus cosas. Yo por mi parte les diré que está semana he disfrutado de buenas duchas con agua caliente y hoy sobre todo, en la mañana, fue cuando comprendí que es toda una maravilla de la cual no disfrutaba desde hace varios meses 🙂
Y como a veces no hay nada más que contar, esto es todo por hoy. Salvo decirles que el vuelo que teníamos se ha cancelado por la ceniza. Esperamos poder salir mañana de Yogya y llegar a Camboya el 19. Ya veremos 🙂
Ahora ¿qué tal si me cuentas si eres de los que disfruta de una ducha de agua caliente o fría y por qué motivo?

6 comentarios

  1. Pues mi niña, aquí en Graná como se te ocurra darte una ducha fría en invierno preparare para la gripe que me agarré yo. Soy japonesa de alma y a mi el agua cuanto más caliente mejor, mi madre dice que yo no me ducho, que me escaldo como un pollo!!! jajajajaja Con decirte que cuando me preparo un baño y me salgo porque está frío mi madre no se puede meter porque dice que le quema…jejejeje
    Ahora cuando llega el verano aquí, mis tres duchas de agua fría al día no me las quita ni dios (y eso que tenemos piscina, pero yo que sé, en la piscina no puedo cantar a voz en grito, ni leer mis mensaje motivadores escritos en los azulejos…jejejeje y tampoco disfrutar de la alcachofa como la chica de la imagen…XDDDDD.
    Me alegro que tu duchita caliente te sirviera de inspiración!
    Chu!!

    1. jajaja amiga en Compostela tampoco me imagino una ducha de agua fría en invierno… No gracias 😀 Pero en el trópico a no ser que te levantes a las 5am todos los días. A las 7am con 30 grados (que a mi me parece, porque la verdad ni idea) difícilmente necesitarás agua caliente… Es un infierno jajaja 😀
      jajajaja siii fue toda una revelación yo en mi ducha tranquila en lo mío cuando plas mira tú por dónde llega jajaja Me da hasta risa 😀
      Un abrazo…

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *